“El rey de la saliva”

No desfallezcas, nenúfares en celo anidarán en tu garganta y volverás a criar cisnes en tu estanque dorado, y allí llevarás a tus amores, para que se enamoren de los pétalos de tus palabras. Te besarán con todos los honores, con la pasión y ardor y toda la lujuria, que gime en los infiernos, y te coronarán, el rey de la saliva. Serás monarca incuestionable de las estrías de las sílabas, y no habrá pasión que no se postre a la complejidad de tu deseo.

Una legión de caricias nerviosas y atropelladas, disputará servir a la cambiante voluntad de las mareas, que gobernará las emociones que afligirán tu corazón de bardo.
Tendrás que pelear y arrancarte el corazón mil veces, en campos de batalla regados con la sangre de tus sueños torturados. La guerra será implacable, tu dolor interminable. Tus lágrimas clavos ardiendo, que sellarán los ataúdes de infinidad de versos, muertos de inanición en la larga travesía, que va del pensamiento al corazón. Amargo será el camino, desgarrará tu pecho, y llenará de víboras tu lecho. Nunca descansarás, no habrá tregua, el sueño placentero, será un exiliado sin patria dentro de tu cuerpo, envuelto en sábanas mojadas.

Serás el rey de la saliva, del dolor sanguinolento del alma desgarrada, por la perversidad y la temeridad descontrolada que te poseerá, mientras no ceses en el empeño colosal de conjurar palabras. Estrangulado, ahogado en la desesperación, sentirás quebrar tus huesos, y en tus ojos la sal humedecida, abrasará la luz, abrazarás la nada.

Algún día, uno que ni siquiera se amamanta aún de la ubre del tiempo, culminarás tu lucha, y de tu pulso manará el grial, bañado en gel amniótico, de la composición perfecta, y entonces amigo mío, entonces y ya convertido en un psicótico, querido rey de la saliva, serás depuesto.

No temas, en la caverna tenebrosa, dentro de tu garganta el tedio agitará las alas de los cuervos, y alzarán el vuelo, y arrancarán tu alma perturbada, a la inútil resistencia de tu carne, para llevarla al reino del olvido, la eternidad, la única y verdadera diosa, y allí descansarás.

Mik way . T ©

Si os ha gustado el poema, por favor darle al me gusta ¿ Qué os inspira, en qué os hace pensar? Comentad lo primero que os pase por la mente.

Si os suscribís, tendréis una notificación directa en vuestro email, con cada nueva publicación.

Muchas gracias Lectores.

4 respuestas a ““El rey de la saliva”

  1. El rey de la saliva,
    ¿Es aquel que al tocar la gloria, y alcanzar sus sueños, muere al momento de hacerlo, pues más allá, ya no le queda nada por lo que luchar ?
    Es la historia de la vida de los que logran lo que deseaban en la vida.
    ¿ Escribirás algo para quienes no alcanzan lo que desean ?

    Es un placer leer.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola disculpa que haya tardado tanto en contestar tu comentario. En cierto modo si está muy relacionado con lo que comentas, con el mensaje de que quizás llegar a la meta, puede ser la derrota definitiva.
      en cuanto a escribir algo sobre quienes no alcanzan lo que desean, es un buen punto de partida para un poema, o un pequeño relato, muchas gracias por leer, y comentar.
      saludos

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s