“21 días por 21 gramos”

Semana uno: Presentimiento.

La mañana es gris, cielo de hormigón quemado cubriendo las tierras del Ebro. No es normal cuando el mediterráneo ronronea cerca, y puedes sentir su húmeda caricia en el aire inhalado. Me levanté con una sensación de espesa inquietud, no dormí bien. Aunque no es insomnio lo que me atornilla el estómago, es algo más. Lo veo a menudo, desde el gran apagón digital, que dejó sin mensajería al planeta años atrás; No hay una sola mirada, mustia o brillante, que no deje translucir una capa de miedo indeterminado, que todos sentimos desde que el mundo comenzó a cambiar. Llevamos años masticando miedo en almíbar, y no sabemos ni de dónde viene. En resumen, siento extrañas sensaciones, vamos a morir. Fijo.

Tengo un trabajo basura, cuarenta años, una barba cuidada y una bici eléctrica. También una afinada intuición heredada de mi abuela caribeña; un crédito de una casa que perdí, que jamás podré pagar, y mal carácter cuando bebo. No soy nada original, como la inmensa mayoría poseo un futuro que se muere de tisis, para que unos pocos se tomen un Martini en una coctelería orbital. Quizás por eso, cuando presentí claramente que el mundo se iba a la mierda, en mi bóveda interior, campanitas y querubines se alzaron desnudos a cantar el Mambo nº 5 de Lou Bega. No me quité esa canción de la cabeza mientras duró la jodida invasión. El mundo ya se había ido al garete para miles de millones de personas. Los datos económicos eran fantásticos, y de récord, como la miseria. Todos felices, decían las plataformas digitales, esfuérzate, eres pobre porque quieres. Me senté a la orilla del rio, y esperé.  

Semana dos: Sopa de locos.

Alaridos terribles quebraron la noche; violentamente, desgarraron los tímpanos, y detuvieron los by pass en todo el planeta. Origen, desconocido. Si, en todo el santo orbe, millones de corazones se pararon para siempre. Los mass media estallaron como supernovas, reporteros ojerosos, tertulianos macilentos, científicos perplejos, y cientos de gallinas siliconadas, cacareaban histéricas sobre el inexplicable fenómeno, añadiendo filigrana al drama. Algunos la diñaron en directo, y eso animó el circo, porque mientras las aguas oceánicas comenzaron a hervir, el aire se llenaba de metano, y las nubes se desplomaban en compactos y enormes bloques de hielo, millones de personas perdieron la vida sin apartar la mirada de una pantalla. Homo doble sapiens, nunca pareció tan presuntuosa la maldita taxonomía.

Millones de mariposas y otros artrópodos voladores muertos, cubrieron el país al amanecer, un manto policromo de sedosa muerte alfombraba las calles; por pictórico que fuese, un pánico efervescente como la gaseosa rebosó sobre los límites de la locura. La tierra tembló como las manos de un demente, y lo hizo a escala mundial. Las ratas huyeron, los buitres volaron mostrando impaciencia. Se anunciaba un festín, y todos íbamos a participar, como plato estrella del menú, “Alma humana ecológica, con descarga de positrón”. La intuición lo predijo, y el desarrollo posterior de los hechos me proporcionó escabrosos detalles. Alienación, histeria, cuadros psicóticos, y una orgía de violencia, pusieron a cocer a legiones de maniacos. El terror hizo el agosto, y la sociedad probó la sopa de locos.

Semana tres: Los nadie, bienaventuranzas Mateo 5.12

Telescopio James webb, 1010 millones de dólares, veinte años desde su lanzamiento; nuestra más aguda mirada al universo; no lo vio venir, no podía. Habían llegado décadas antes, lo hicieron a lo grande, el evento de Tunguska, 1908 taiga siberiana. 2200 km2 de bosque arrasado, un bólido estallando en la atmósfera, como no. Nadie podía sospechar que una singularidad abrió una brecha en el espacio tiempo, y por ahí se colaron. Nano tecnología de otro universo, conteniendo cadenas de ADN y todo lo necesario para incubar dentro de seres humanos. Medraron durante tres generaciones. Darwinismo puro, que los llevó a formar parte de la élite mundial. Políticos y exitosos magnates encabezando, naciones, corporaciones, estrellas de la cultura, el deporte, la ciencia, marcando el paso. Llevaban el timón del planeta. Vinieron a cosechar almas, la energía más poderosa del universo, 21 gramos bien condimentados con partículas elementales.

La élite, tras desencadenar el terror, ofreció la salvación. Grandes refugios salieron de la nada, previsión lo llamaron. Eran sus factorías, la gente entraba, y salía vacía, con una mueca sonriente bajo unos ojos inexpresivos; muertos. Los aterrados, los acomodados no dudaron. Fuimos los nadie, los que sabíamos que aquella élite jamás hizo nada gratis, los que no acudimos. Los nadie, nos habían subestimado, y éramos varios miles de millones, y teníamos miedo, y rabia, y un millón de años de injusticia grabada en la memoria colectiva. Nuestra ira reverberó en todo el planeta. Nos habían robado la vida, y ahora querían el alma. Miles de millones de nadies clamando venganza, una energía jamás observada emergió de cada poro. Magma humano, plasma interestelar que habitaba en cada hombre mujer y niño, capaz de abrir una dimensión nueva. Dolor y supervivencia, en busca de algo mejor, precepto universal, actuó como una sola fuerza. Fue una onda electromagnética de tal potencia que lo detuvo todo. El tejido espacio temporal de Tunguska, el mas débil, se abrió, y aquellos seres malignos fueron succionados, por su propio universo. Miles de almas de color púrpura fueron engullidas, sus huéspedes muertos al instante. Y así terminó todo, bruscamente, con el mismo alarido de aquella primera noche. Así los humildes heredamos la tierra.

Mik Way. T ©

65 respuestas a ““21 días por 21 gramos”

  1. Excelente micro cuento!! Por su estructura y exhaustiva narración de los hechos de ficción…o no tanto. Terminologías propias de la investigación e imaginación. Un cordial saludo.

    Le gusta a 1 persona

  2. No tuvieron la misma suerte los dinosaurios, el meteorito que los iba a vaporizar, efectivamente los descuartizo en trillones de pedazos. Somos pues esos seres medio-terrestres, medio-ateroidales qeu surgieron por alla cuando los dinosaurios desaparecieron.

    El evento de tungusca simplemente queria reversar las cosas a como deberian ser, los Astrales enviaron el meteorito de los dinosaurios… pues bien en venganza los Reptilianos mandaron el de tungusca, solo que con el paso del tiempo se hicieron ineficientes, mas torpes.

    No pudieron vengarse ese dia

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Jose. gracias por tu lectura y comentario, ahí tienes otra buena historia por contar, la ciencia ficción no tiene limites, y bebe del presente y del pasado para proyectarse en el futuro, saludos un abrazo¡¡

      Me gusta

  3. Hola. MIk. Me has dejado un sabor agridulce de boca con tu historia, eso significa que da que pensar y en cualquiera de sus posibilidades nada bueno. En fin, esperemos que esa situación límite tarde un poco en llegar, más que nada para hacernos a la idea y con un poco de suerte haber abandonado antes este mundo por una monumental borrachera 😁
    El final sí ha estado a la altura liberando a las masas de su habitual ninguneo social de una vez por todas🥂
    Saludos y suerte 👽🖖🏼

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola JM, lo mejor es quedarse con el final y pensar que la gente, cualquier persona es capaz de cambiar esa situación limite, aunque la idea de como abandonar el mundo tampoco es del todo mala jajaja, un abrazo, gracias por leer y comentar. Saludos.

      Le gusta a 1 persona

  4. – Me gusta la frescura de la primera persona
    – El título del relato y los de cada segmento.
    – El modo en el que lo cuenta
    – La presentación del personaje narrador sin medias tintas
    – La disposición de los diversos elementos
    – Las adjetivaciones utilizadas ej: muerte sedosa, y el contraste con el caos reinante.
    – La mezcla y relación entre la parte técnica (se hace imprescindible dado el registro), y las sensaciones y pensamientos que
    genera en el narrador sujeto.
    – La crítica social
    – La leve relación con los pasajes bíblicos, incluido el que remata el final.
    – En, fin, Mik, ya ves que me gusta todo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Isabel muchas gracias por tu lectura y tu comentario, me encanta que te haya gustado a tantos niveles el relato. La guerra de los mundos es un manantial donde inspirarse, y además de dar una versión de una hipotética invasión, quería darle ese toque de critica social, algo con lo que el autor homenajeado estaba comprometido. Muchísimas gracias de nuevo por tu comentario, algo que siempre anima, un gran abrazo. saludos.

      Me gusta

  5. Hola, Mik. Cada una de las frases de tu relato es pura poesía para los sentidos, a la manera de las canciones del maestro Sabina. Por sí solas funcionan a la perfección pero juntas forman algo sublime. La cadencia del relato y el tono entre melancólico y resignado del protagonista hace que nos veamos absorbidos por la historia, bebiéndola con ansia hasta las últimas gotas.
    Un muy buen trabajo el tuyo. Mucha suerte en el concurso.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Bruno, muchas gracias por tu amable comentario, realmente es una comparación que no imaginaba, pero que agradezco, me alegra que te haya enganchado el relato y su protagonista. Un gran abrazo. Saludos, Bruno.

      Me gusta

  6. Esto es como la invasión de los ladrones de cuerpos y, añadiría, de almas. Menos mal que toda la energía positiva de los «nadie» pudo con ellos. Bienaventurados los humildes porque ellos poseerán la tierra, je,je.
    Un relato muy bueno y con un cuidadísimo lenguaje, lo que hace que la narración gane muchos puntos.
    En definitiva, me ha gustado mucho.
    Un saludo, Mik Way, y suerte.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Josep, si al final todo cuanto hemos leído o visto nos influye a la hora de escribir, y si en este caso los invasores vienen a por el alma, algo que solo pueden evitar aquellas personas humildes, me alegra mucho tu comentario, y que hayas disfrutado del relato. Un gran abrazo Josep, saludos.

      Me gusta

  7. No hay venganza que valga, más que la justicia. Y en tu relato se aprecia como no hay que desesperar, que el tiempo pone a cada cuál en su sitio. Y ya lo predijeron los evangelios: «Los pobres heredarán la tierra» Buena versión.
    Un abrazo calamar

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Franmoroz. Si en este relato se pone de manifiesto esa fuerza y unión de todos los que siempre fueron ninguneados por las élites, y da a entender que solo ellos pueden revertir la situación y heredar ese mundo que todos soñamos, y percibimos como utópico. Muchas gracias por tu lectura y tu comentario, saludos.

      Me gusta

    1. Hola Mireugen, me alegra que provoque esa determinación al leerlo, la denuncia social debía tener peso en el relato, muchisimas gracias por tu lectura y tu comentario, Saludos, un abrazo.

      Me gusta

      1. Hola, Mik. También a mí me ha gustado mucho tu relato. Tiene mucha poesía y un tono agridulce que busca la reflexión. Gran historia. Felicidades y mucha suerte.

        Le gusta a 1 persona

      2. Hola Marta, agradezco mucho tus palabras, es algo que siempre anima a seguir escribiendo, siempre que uno tenga algo que contar, un gran abrazo

        Me gusta

  8. Hola, Mik. Un relato maravilloso en todos los sentidos. El uso del lenguaje me ha encantado y también la historia. Cada palabra está puesta en su sitio y creo que no falta ni sobra nada. Creo que es una critica brutal a la sociedad que tenemos montada, y espero que al final se cumpla tu profecía y los humildes heredemos la tierra. Muy bueno , lo mejor que he leído tuyo. Un abrazo y suerte.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Pedro, eso espero yo también que algun dia este chiringuito de sociedad que tenemos, sea capaz algun dia de caminar hacia un modelo diferente, agradezco mucho tus palabras, son de las que animan a seguir siempre creando. Saludos Pedro, un gran abrazo.

      Me gusta

  9. ¡Wow! eres muy creativo con la semántica y muy hábil narrando compañero. Me han encantado algunas expresiones que dan una plasticidad inmejorable a tu texto (la abuela caribeña, los querubines cantando el Mambo nº 5 de Lou Bega (ja, ja), ¿gallinas siliconadas? ¡Qué bueno! Dices tantas cosas de un modo tan diferente que hay que leer el relato dos veces para no perderse ninguno de los giros que utilizas para contar tu historia. Leo entre líneas una crítica feroz a esta sociedad nuestra de consumo desatado donde unos pocos viven eternamente de fiesta a costa del trabajo de «los humildes» los cuales, felizmente, son los ganadores herederos de la Tierra.
    No podré votar, pero sin duda serías uno de mis elegidos.
    ¡Suerte compañero!

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Matilde, muchas gracias por tus comentarios, me llena que el relato consiga conectar y se deje leer, y ese mensaje crítico a la sociedad de consumo, que cada vez arrincona a más gente sin piedad alguna rebose entre sus líneas, con nuestra pequeña medida, es una manera de decir basta. Un gran abrazo Matilde.

      Me gusta

  10. Me ha gustado mucho tu relato.Has conjugado la ficción
    Con la realidad. Con finura y maestría. Donde nunca mejor dicho,que: «La realidad supera la ficción»
    Al final del relato logras aminorar tanto infortunio,dándonos un respiro y un poco de luz y esperanza👏🕊🌹🕊
    Felicidades¡¡¡
    Mucha suerte en el concurso.
    Un fuerte abrazo

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Susana muchas gracias por tu comentario, me alegra que te haya gustado, la intención era usar la ciencia ficción para dar cabida a una historia con una fuerte dosis de critica social, y tal como va el ser humano por este mundo, deja poco espacio al optimismo, pero confio en que en algun momento todos esos millones de personas que parecen no contar, cuenten. Saludos, un abrazo.

      Me gusta

  11. Hola Mik. Original idea la de los alienígenas ladrones de almas que se infiltran en la humanidad para robarnos nuestro ser. Me ha gustado la mención al evento de Tunguska como puerta de entrada, y finalmente de salida, de esos extraterrestres misteriosos procedentes de otra dimensión. El principio del relato enlaza con el final, con esa reivindicación de clase en el que los pobres del mundo, desconfiados de las clases dirigentes, se alzan con la victoria y con el dominio de la sociedad. Toda una revolución que llegó de la forma más inesperada. Mucha suerte en el Tintero. Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Jorge me alegra que te haya gustado el relato, en honor al autor homenajeado quería dotarlo de un fuerte componente de crítica social. Tunguska es casi un expediente X, todavía hoy se especula sobre el tema, y me siempre me ha parecido un evento extraordinario, por sus peculiaridades. Muchísimas gracias por tu lectura y comentario. Un abrazo, saludos.

      Me gusta

  12. Bravo Mik, qué relato tan atrapante, tan lleno de emociones. Destaco tu forma de describir, de hilvanar la historia a las emociones. Me encantó que al final los humanos triunfaran. De verdad, un gran relato. Un abrazo grande.

    Le gusta a 1 persona

  13. Hola, Milk. Tu historia rezuma poesía por los poros de cada línea de tu relato. En un contexto apocalíptico con matices fantásticos que tan bien has recreado, dotándolo de una carga de reivindicación social que destaca sobre la invasión desde un universo paralelo. Narrado en primera persona desarrollando una exploración interior con un lenguaje duro y sin concesiones. Alguno de los pasajes de tu relato si tuviese el acompañamiento de música lo podría cantar más de uno mientras conduce. Me ha gustado tu relato, buena historia.

    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Carles, agradezco mucho tu comentario, es verdad que a veces cuando uno escribe las palabras parecen fluir como si fueran una canción que una musa susurra desde algun rincón, a todos nos ha pasado, con este relato fue algo así, de muchas gracias por tus palabras, animan a seguir encontrando esa musa. Un gran abrazo Carles. Saludos.

      Me gusta

  14. Hola, Mik. Nos has traído un relato atrapante, con un tono apocalíptico bien logrado, que acompañó de inicio a final. Me sorprendió el final. Todo pintaba que terminaría de manera trágica, pero los humanos pudieron recuperar la Tierra justo a tiempo.
    Suerte en el concurso.
    Un saludo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Cynthia, muchas gracias por tu comentario, al final del relato quería dar ese mensaje de esperanza, que se puede apreciar en la obra del autor homenajeado, tenía que terminar bien, y porque supongo que todos en el fondo deseamos que la aventura de esta especia tan autodestructiva, termine bien. Un gran abrazo, saludos Cynthia.

      Me gusta

  15. Enhorabuena, Mik, es un relato con muchas emociones y un final triunfador para que no decaiga la esperanza.
    Me ha encantado, es original, lo narras magníficamente y ahí queda esa llamada de atención a la sociedad que construimos.
    Buenísimo.
    Un fuerte abrazo

    Le gusta a 1 persona

  16. Hola, Mik. Tremendo relato, intenso a más mo poder. Casi ni das tiempo a pestañear, a respirar. Me encantó esa redondez con la que terminas, por una vez la barbarie no acabó con los justos, sino que estos se levantaron en tropel contra los invasores. Muy buena la retórica, la palabrería tan variada y justa y ese ritmo endiablado que te va atenazando mientras no puedes despegar la vista de tus letras. Muy buen relato, me encantó.
    Mucha suerte y un abrazo!

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Pepe, muchísimas gracias por tu lectura y tu comentario, me alegra que te haya gustado, disfrutando de su ritmo y su final, quería por lo menos darle una esperanza, darle algo de luz y por que la historia fuese testigo de una verdadera rebelión de los humildes. Un gran abrazo, y de nuevo gracias Pepe

      Me gusta

  17. Hola, después de leer tu comentario a mi relato, he repasado el tuyo y veo que no aparece mi comentario. Me ha pasado con algún otro de WordPress, seguramente culpa de mi impericia. No voy a repetir lectura, estudio y comentario, pero sí te digo que fue el que más me gustó. Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Isan, solo me aparece este comentario, he buscado a ver si habría ido a parar a spam, o directo a email, pero también te diré que este comentario vale mucho por si mismo, es de los que le animan a uno a volver abrir una página en blanco y llenarla de arriba a abajo, Muchísimas gracias, yo también he disfrutado a lo grande leyéndote. Un gran abrazo.

      Me gusta

  18. ¡Vaya redacción más gráfica y agresiva tienes! Impactante, me ha encantado. Estas frases del final: «Nuestra ira reverberó en todo el planeta» «una energía jamás observada emergió de cada poro». «Magma humano, plasma interestelar que habitaba en cada hombre mujer y niño, capaz de abrir una dimensión nueva.», son una muestra de lo que digo. Me ha gustado de princiìo a fin, y el final te ha quedado redondo. Suerte.
    Saludos

    Le gusta a 1 persona

    1. Hola Jose, me hace sentir bien leer tu comentario, a veces la duda asalta cuando uno escribe, y ver que otros conectan con ese estilo, hace que sea gratificante, muchísimas gracias por tu lectura y comentario. Saludos, un abrazo.

      Me gusta

    1. Hola Isabel, gracias por tus palabras, y enhorabuena por tu magnífico tintero de oro, conseguido con un enorme y original relato, creo que hemos participado en una edición de un alto nivel y he disfrutado con ella. Un gran abrazo Isabel, y de nuevo gracias por pasarte.

      Me gusta

    1. Muchas gracias Jorge, y enhorabuena por tu tintero de plata, por una historia bien trenzada, trabajada y llena de imaginación, que merecía sin duda estar entre las mejores, dentro de una edición repleta de buenos relatos, un abrazo, y de nuevo mi enhorabuena. Saludos Jorge nos leemos pronto.

      Me gusta

    1. Hola Carmen, muchísimas gracias, creo que ha sido una edición de mucha calidad, con muchas perspectivas distintas sobre el tema a tratar y cada una de ellas con propuestas imaginativas y bien narradas. He leído muchos otros relatos que pueden sin problema estar ahí, entre ellos el de tus alienígenas nocturnos y sensuales, una raza seductora sin duda. Un gran abrazo, y de nuevo agradezco tus palabras, nos leemos pronto. Saludos.

      Me gusta

    1. Hola Isan igualmente, por tu gran relato que también fue de los que mas me gustaron, y creo que de lo que mas contentos hemos de estar es del resultado de lo que escribimos el resto son números. Un abrazo grande Y que siga la inspiración.

      Me gusta

    1. Hola Carles, muchas gracias, la mención es agradable y lo agradezco, aunque lo mas importante es ir generando relatos que nos llenen, aprovecho para felicitarte a ti también por tu mención. Saludos, un gran abrazo.

      Me gusta

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s